Cabo de Gata II, conversando con las rocas

el-caribe-almeriense

Hay algo en la quietud de la mañana, una extraña vinculación con el entorno solitario, una comunicación directa con aquello que te rodea, intensa e  íntima conexión con la naturaleza. En esos momentos y a expensas de que te llamen loco, es posible conversar con las rocas.

Un lugar ideal para conversaciones pétreas es el Cabo de Gata.

el-cabo-de-gata

Permanecen en silencio, adormiladas aún, despertando a medida que el sol calienta su áspera y fría piel, como los insectos en la mañana.

hermano-menor

Permanecen, estáticas en la pose, mirando al horizonte,

cola-de-sirena

recordando en su memoria petrificada los hitos del pasado,

y-dejaron-las-barcas

y en la calman permanecen, a la espera,

la-escalera-de-neptuno

y te invitan con sutiles señales,

invitacion-a-un-baile-de-olas

y te llaman con un gesto,

a-hierro-que-se-adentra

a que te adentres en sus misterios,

y-subieron-las-sirenas

en sus angustias y proezas,

escalones-a-la-mar

atadas al tiempo perviven,

calma-chicha

hasta que despiertan.

rubor-de-roca-en-el-espejo

zig-zag

azul-dorado-y-casi-negro

comportamiento-matutino

Ante estas leves señales, sabes, entras en consciencia, y ya estás conversando con ellas.

lineas-en-el-cielo

Apenas apreciable, gesticulan por hacerse entender,

la-roca-que-tenia-algo-que-decir

llaman tu atención,

la-roca-que-me-hablo

sonríen,

expresion-conica

Hablan de ellas mismas,

espejo-del-mar

se acercan y te preguntan, más bien te susurran,

roca-amanecida

¿Te sientes bien aquí?

reflejos

¿Qué necesitas?

juego-de-astros

Cuéntanos,

invitación-de-neptuno

cuéntanos más,

escombros-de-una-mano-sin-9-dedos

Te he dicho alguna vez qué…

aguja-de-mar

… no lo sabía…

degradado-de-azules-y-esmeraldas

… ¿te digo una cosa? …

impronta-de-una-roca-amanecida

… yo también me acuerdo.

la-roca-blanca

Y ellas me recuerdan, que todo fluye alrededor de las piedras, que tan sólo somos aves de paso, gaviotas, cormoranes, a veces flamencos, petréles, ánades, cisnes engalanados, pequeños gorriones de montaña.

blanco-y-esmeralda

Ahora me marcho, hasta la próxima!… nos despedimos y volvió el silencio.

aun-quedan-lugares

Anuncios

6 comentarios el “Cabo de Gata II, conversando con las rocas

  1. NC dice:

    Qué atmósfera tan transparente y cristalina! Felicidades, son unas fotos preciosas. Saludos

  2. Inma Alonso dice:

    Ya sabes lo que pienso de tus fotos!!! Enhorabuena!! Como siempre son fantásticas. Con tu permiso lo comparto!

    • Es lo que tienen los paisajes de ésta tu provincia de acogida, lugares para perderse… y encontrarse. Compartirlo es el leit motiv de este Blog y por eso mi agradecimiento. Estoy deseando ver ya el tuyo, cuenta conmigo como suscriptor!!!
      Saludos y besos.

  3. Angela dice:

    Esta serie es preciosa, (texto e imágenes) forman una historia muy bonita, ole ahí ese Greengee!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s